jueves, mayo 30, 2024
NacionalesNoticias

DERECHOS HUMANOS: La madre de Plaza de Mayo Herenia Sánchez Viamonte fue distinguida con el título Doctora Honoris Causa de la UNLP

16/11/2023.- Télam. Foto portada: Eva Cabrera.
“Se reconoce mi labor docente y mi militancia en los derechos humanos”, rememoró la Madre de Plaza de Mayo de La Plata, y aseguró que distinciones como esa “son un privilegio, pero deben ser compartidas con todas las compañeras de lucha”.
La Madre de Plaza de Mayo de La Plata, Herenia Martínez Cámara de Sánchez Viamonte, recibió este jueves el título de Doctora Honoris Causa de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) en la Facultad de Periodismo y Comunicación Social, y aseguró que distinciones como esa “son un privilegio, pero deben ser compartidas con todas las compañeras de lucha”.

Se trata del máximo reconocimiento académico que otorga la institución de educación superior a personas que sobresalen por su acción ejemplar.

La integrante de la emblemática entidad defensora de los derechos humanos que enfrentó a la dictadura militar fue galardonada “por su trayectoria de décadas en la docencia y compromiso con las necesidades de las/es/os más vulnerables, por la difusión, divulgación y enseñanza del significado de la defensa y protección de los Derechos Humanos en ámbitos educativos, institucionales y mediáticos; y por ser un ejemplo de generaciones presentes y futuras“, según se explicó en un comunicado.

“Las Madres son un ejemplo, siempre comprometidas en construir una sociedad más justa, este homenaje es por ese coraje, esa valentía, esa solidaridad y ese compromiso en defensa de los derechos de todos”Martín López Armengol, presidente de la UNLP

En el acto de entrega se vivió un clima de profunda emoción, y la distinción fue propuesta por la Agrupación Rodolfo Walsh -conductora del Centro de Estudiantes- y aprobada por el Consejo Directivo de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social.

“Se reconoce mi labor docente y mi militancia en los derechos humanos”, rememoró y, tras realizar un repaso por su trayectoria profesional, Herenia recordó que en 1977 desparecieron su hijo y su nuera y “todo cambió”, por lo que debió pedir licencia laboral y luego se jubiló.

Foto Eva Cabrera

Foto: Eva Cabrera.

“Yo tenía 50 años. Dejé la docencia y me dediqué pura y exclusivamente a buscar a mis hijos. Siempre digo: el que no lo vivió de cerca, no mide, no tiene idea de lo que se puede sufrir tantos años sin saber qué pasó“, describió.

La referente de derechos humanos recordó que “junto a las compañeras de La Plata comenzamos a ir en tren a las recorridas de la Plaza de Mayo, en marchas silenciosas, sin saber el peligro que estábamos atravesando” y añadió que “después, nos quedábamos para conversar con otras madres”.

“Presentábamos hábeas corpus, íbamos a la Iglesia y a la Justicia buscando apoyo, pero nadie sabía nada”, continuó y destacó que luego comenzó a asistir a la plaza “todos los jueves”.

Puntualizó que las Madres “nos pusimos los pañuelos blancos para reconocernos y empezamos a llevar los apellidos de los chicos” y recalcó que “con el resto de las madres nos hicimos grandes amigas porque hablábamos el mismo idioma”.

“Yo tenía 50 años. Dejé la docencia y me dediqué pura y exclusivamente a buscar a mis hijos. Junto a las compañeras de La Plata comenzamos a ir en tren a las recorridas de la Plaza de Mayo, en marchas silenciosas, sin saber el peligro que estábamos atravesando”Herenia Martínez Cámara de Sánchez Viamonte

Durante el acto, el presidente de la Universidad de La Plata, Martín López Armengol, aseguró que Sánchez Viamonte “es una de las máximas referentes de la ciudad en materia de derechos humanos, un ícono de la democracia y un faro para una sociedad mejor”.

“Herenia es maestra de grado, dedicó toda su vida a la docencia en nuestros colegios de la Universidad. Luego, se abocó a buscar a su hijo. A lo largo de los años, se transformó en un símbolo de la lucha por la memoria, la verdad y la justicia“, describió.

En ese marco, planteó que “las Madres son un ejemplo, siempre comprometidas en construir una sociedad más justa, este homenaje es por ese coraje, esa valentía, esa solidaridad y ese compromiso en defensa de los derechos de todos”.

“A 40 años de la recuperación de la democracia, este honoris es nuestro compromiso a seguir acompañando a las Madres en esa lucha por la memoria, la verdad y la justicia”, remarcó.

Foto Eva Cabrera

Foto: Eva Cabrera.

A posteriori, el subsecretario de Derechos Humanos bonaerense, Matías Moreno, aseveró que “Herenia simboliza a Estela de Carlotto, a Chicha Mariani, a Hebe de Bonafini, a quienes exigieron en plena dictadura la aparición de sus hijos e hijas”.

“A 40 años de democracia, les agradecemos a las Madres y a su lucha”, planteó.

Luego, la vicepresidenta de la Universidad, Andrea Varela, dijo que “es una enorme alegría que Herenia esté en esta casa del pueblo, que es la universidad pública” y enfatizó que “hacemos esta entrega a 40 años de esta democracia en la que se niega violentamente el genocidio y se hace apología de la dictadura”.

Analizó: “queremos reconfirmar la postura de esta universidad”; agradeció a Madres y Abuelas de Plaza de Mayo “por ser un faro” y manifestó: “Necesitamos entregarte este reconocimiento para aprender de ustedes y pelear por un mundo mejor, con el coraje y la valentía que ustedes tienen”.

“La universidad que queremos es la que quiere a las Madres y a esos 30.000 compañeros que hoy están presentes”, indicó.


A su turno, la decana de Periodismo, Ayelén Sidún, expuso que “Herenia es estandarte de la lucha por memoria, verdad y justicia; es quien luchó contra todos los poderes para poder encontrar a sus hijos e hijas, y es de las primeras en luchar contra el negacionismo”.

Pidió “seguir el legado, seguir buscando a los que faltan y seguir militando para poder seguir haciendo honor a las Herenias de esta Argentina”.

En tanto, el presidente del centro de estudiantes, Matías Fernández, planteó que “el reconocimiento es por su lucha incansable y de todas las Madres, que representan un faro de lucha en 40 años de democracia” y puso de relieve que “además, este premio tiene que ver con que la UNLP sienta postura en un contexto de negacionismo, con que son 30 mil, y con que no fue una guerra sino un crimen de Estado”.

Durante el acto, la nieta de Herenia, la artista platense Carmen Sánchez Viamonte, interpretó con su guitarra Yo vengo a ofrecer mi corazón, de Fito Páez; y el tema El tesoro de su autoría, que -dijo- “refleja lo que es la memoria, la identidad, mi abuela y todo lo que nos enseñó”.

“Este premio tiene que ver con que la UNLP sienta postura en un contexto de negacionismo, con que son 30 mil, y con que no fue una guerra sino un crimen de Estado”Matías Fernández, presidente del centro de estudiantes

La propuesta contó con las adhesiones de la Secretaría de Derechos Humanos y Políticas de Igualdad de la UNLP, el Colegio Nacional Rafael Hernández y el Bachillerato de Bellas Artes. Luego, se elevó al Consejo Superior de la UNLP donde fue tratada y aprobada por unanimidad.

La historia de Herenia

Herenia dedicó una gran parte de su vida a la docencia: fue maestra de grado; profesora de historia del Colegio Nacional y del Bachillerato de Bellas Artes; profesora y vicedirectora de la Escuela de Comercio Manuel Belgrano; y fundadora de la Escuela de Enseñanza Media N°2 de La Plata.

En octubre de 1977, su hijo Santiago Sánchez Viamonte fue secuestrado junto a su esposa Cecilia Eguía por la última dictadura cívico-militar, en la ciudad de Mar del Plata.

A partir de ese momento, Herenia se jubiló y se ocupó íntegramente de la búsqueda de su hijo. Fue así como comenzó un camino de lucha participando activamente de la agrupación Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora (Filial La Plata), transformándose junto a otras mujeres, en uno de los símbolos de lucha por la memoria, la verdad y la justicia.

Foto Eva Cabrera

Foto: Eva Cabrera.

Estuvieron presentes la presidenta del Instituto Cultural, Florencia Saintout; Rosa Bru; la secretaria de Derechos Humanos de la UNLP, Verónica Cruz; la titular del Instituto Cultural bonaerense, Florencia Saintout; el intendente de Ensenada, Mario Secco; decanos de las facultades y las directoras de los colegios Nacional Rafael Hernández, Bachillerato de Bellas Artes y Liceo Víctor Mercante.